Iron Man 3

tumblr_ml0ictLVnL1rjdte6o5_1280

Sé que muchos seguidores de mi blog estabais esperando una entrada sobre esta maravillosa y perfecta película. Muchos sabéis que me encanta esta franquicia, que posiblemente las películas de “Iron Man” sean mis favoritas en cuanto a fantasía y películas de superhéroes de cómic (y eso es decir mucho, ya sabéis lo que me gustan los cómics).

También sabéis lo mucho que adoro a los personajes principales de “Iron Man” hasta el punto que hasta escribo elaborada fanficción sobre ellos.

Por todo ello, también sabéis que es imposible para mí ser imparcial. Pero es que aunque intentara ser objetiva, en este caso la película es BUENA, de verdad, con mayúsculas. Entendiéndola siempre desde un punto de vista de Blockbuster de entretenimiento, claro está. La película cumple con matrícula de honor su cometido de divertir, hacer pasar dos horas de puro y sano entretenimiento con una trama que no da respiro y al mismo tiempo resulta interesante y, un poquito, reflexiva. Sin más.

Más tarde pasaré a hablaros de lo que los personajes significan para mí, como he disfrutado de verlos evolucionar a lo largo de 4 películas, porqué su relación de pareja es tan especial y realista (más hablando de una película de absoluta fantasía como esta). De por qué Pepper Potts me parece en los cómics la heroína más interesante que ha poblado las páginas de una historieta… Pero estaremos entrando en subjetividades.

Siguiendo con el análisis OBJETIVO:

En “Iron Man 3” nos encontramos ante las horas bajas de Tony Stark post-incidente neoyorkino (ver “Los Vengadores”). Tony debe empezar de nuevo su camino de  superhéroe, más vulnerable, más imperfecto, en definitiva: mucho más humano. Un héroe que padece estrés postraumático. Un superhéroe que se ve obligado a trabajar otra vez desde cero, que sufre, siente y tiene magulladuras.

El conjunto del largometraje ofrece diversión y entretenimiento garantizado, con más sentido del humor que en sus anteriores entregas pero sin perder relación con ellas. En cuanto al villano, nos encontramos con un villano que es capaz de quitarle todo el ego al gran Tony Stark.

La película tiene un comienzo sólido, presentándonos un donde y un porqué, para al final darnos toda una exhibición de fuegos artificiales y efectos especiales. Como no podía faltar en toda producción estadounidense todo ocurre en los Estados Unidos, y el presidente de la nación forma parte de la trama.

Añadir que Pepper Potts la compañera sentimental de nuestro héroe también consigue mayor protagonismo que en las anteriores entregas, y sin revelar nada exacto os diré que se gradúa como heroína con derecho propio.

“Iron Man 3” tiene los mejores créditos finales de la saga, con un montaje delicioso  realizado a partir de las mejores escenas de las tres películas de la trilogía, acompañado de un arreglo musical extraordinario que reconstruye el épico tema heroico principal compuesto por Brian Tyler para convertirlo en una deliciosa melodía que recuerda a las películas de detectives y las series de superhéroes de los años 60 y que de verdad os digo: desearía que fuese la banda sonora de mi vida si mi vida fuese una historia de detectives (que lástima que no lo sea, pero mientras la escucho sin parar, puedo incluso imaginármelo).

En esta ocasión la escena postcréditos es simplemente una broma divertida al estilo “shawarma” de “Los Vengadores” no aporta nada a la narración de la película. Es simplemente un pequeño regalo a los pacientes que arrancará sonrisas, pero nada más. Yo os recomiendo que sentéis vuestras nalguitas en el sillón del cine hasta que se acabe TODA la película.

En resumen: “Iron Man 3” tiene mucho corazón. El amor es la principal motivación de los personajes a través de todo el metraje y además le proporciona a la narración cierta profundidad emocional que es de agradecer y rara avis en este género cinematográfico, no dejando de ser brillante y divertida al mismo tiempo. Las líneas de guion se entretejen de manera casi perfecta, siendo la obra de dos genios: Shane Black y Drew Pearce a los que ni siquiera sé cómo agradecerles su talento.

Para mí, la película es PERFECTA: brillante, divertida, tierna y en una palabra: ÉPICA “Iron Man” en estado puro con un poquito de intriga y sorpresas que recuerdan muchísimo a “Kiss Kiss Bang Bang” película de detectives de 2005 que supuso el debut como director de Shane Black, afamado guionista de éxitos de acción de los 80 como “Arma Letal”

Los actores, todos, están increíbles. Como ya he comentado más arriba la banda sonora es la más épica que he escuchado en mucho tiempo. Y el tema principal perdurará en el tiempo al estilo del de “Superman” “La Guerra De Las Galaxias” o “Indiana Jones” todos del maestro John Williams.

Los efectos especiales también son una maravilla y tremendamente conseguidos (una de las características de estas películas siempre ha sido la manera tan especial y preciosa en que luce en pantalla la tecnología avanzada de Tony Stark).

Y ahora pasemos a la SUBJETIVIDAD:

Bueno, todos sabéis y quién no lo sepa se va a enterar ahora, que siempre he adorado a Virginia “Pepper” Potts como personaje. Desde el primer momento que la conocí en el cine, viendo “Iron Man” (2008). Algunas veces creo que la quiero más a ella que a Tony que sería el protagonista y el personaje con el que el público debe identificarse. Realmente creo que los adoro a los dos (ya sé que es raro encariñarse con personajes de ficción pero: bienvenidos a mi mundo). El caso es que después de leer algunos cómics (en la saga “El Invencible Iron Man” dibujada por Salvador Larroca y guionizada por Matt Fracttion tiene un viaje personal espectacular donde consigue una armadura propia el MARK 1616 y se autobautiza como la heroína Rescate por derecho propio) y ahora después de verla en “Iron Man 3” todavía la quiero más, si es que eso es posible.

La evolución vital de ambos personajes, Tony y Pepper, tiene la ventaja de haber sido narrada ante nuestros ojos durante cuatro películas, por tanto su desarrollo emocional se asemeja más al de una serie de televisión, donde los personajes tienen un recorrido más largo y da tiempo a profundizar en ellos mucho más. En “Iron Man 3” nos encontramos en el nivel más maduro de su relación y su desarrollo personal. Y es un lujo de ver como la historia entre el díscolo jefe y su centrada secretaria florece en una historia de amor y necesidad mutua absolutamente épica.

Lo que hace a Tony y Pepper tan perfectos es la sensación de igualdad y equidad que impera en el reparto de poder de la relación. Ambos aportan a su relación en igualdad de condiciones, ambos se salvan el uno al otro, ambos trabajan, ambos se necesitan. Lo que es un modelo a imitar maravilloso para los niños y también para algunos adultos.

Y ahora os dejo con un análisis detallado y subjetivo de personajes que contiene SPOILERS de la película así que como no quiero revelaros las sorpresas de la trama (es de esas pocas películas que merece la pena dejar que te sorprenda y que si te cuentan el final ya no hace falta que la veas), por favor si todavía no habéis visto la película, NO SIGÁIS LEYENDO. Gracias ^^

(SPOILERS GRAVES TRAS EL SALTO, que nadie diga que no he avisado).

__________________________________________________________________________________________________

TONY STARK (Robert Downey Jr): Nuestro héroe está fabulosamente retratado en esta película. Todos sus defectos, sus fallos,  toda su humanidad. Incluso tenemos un flashback mostrándonos de nuevo su faceta playboy pre-Afganistán. Su gran vulnerabilidad (ese rasgo de su persona que nos hace apreciarlo tanto) y lo mucho que ha madurado. Estuve sufriendo por él y su trastorno de estrés postraumático durante toda la película, deseando abrazarle cuando tenía un ataque de ansiedad. Todo esto unido a tanto sufrimiento por serle arrancado lo más importante de su vida (sus amigos, sus robots y su compañera sentimental), tan enamorado de Pepper, con tanto que perder, tan preocupado por ella y su seguridad. En definitiva: su cara más humana y vulnerable en lo que llevamos de trilogía + Vengadores. Adorable. La relación con Harley (Ty Simpkins) todo un plus: ese chaval roba cada escena de la película en que aparece.

PEPPER POTTS (Gwyneth Paltrow): Nuestra heroína, porque parafraseando al mismísimo Tony “Ella ya era perfecta”. Tan preocupada por Tony y al mismo tiempo tan agotada con su comportamiento obsesivo para el que no parece encontrar solución. Al mismo tiempo, tan enamorada de él. Cuando parece que las cosas vuelven a arreglarse es secuestrada por Maya y Killian (en quienes primero confió, sin esperar tan terribles consecuencias). Me tuvo sufriendo con todas las cosas horribles que le pasaron. Estuve padeciendo. Y cuando pareció que moría, casi se me para el corazón (aunque algo me decia que faltaban escenas del tráiler y que al haber sido infectada con Extremis quizá sobreviviría). Sin embargo, muchísimas escenas, como en la que Tony falla al cogerla, me tuvieron con los ojos llorosos. Y de pronto, en el último acto, cuando se convierte en la heroína que todos hemos sabido que llevaba dentro, salvando a su querido Tony del malvado Killian y destrozando una armadura. Salvando el día. EXTREMISPEPPER es lo más sexy que se ha visto en las pantallas en mucho tiempo. Totalmente épico.

PEPPERONY (Tony y Pepper como pareja): muchísimas y preciosas escenas entre ellos. Si hubiera que elegir la película con más pepperony de la saga, sin duda, sería esta. Besos en la mejilla, pero MUCHO toqueteo y caricias íntimas que delatan su estable y duradera relación de pareja. Compartiendo la cama y rematado con un abrazo amoroso que hizo que mi corazón se derritiera en la escena de los fuegos artificiales. Quizás todos los fans de la franquicia echamos de menos un beso romántico y en condiciones, no habría estado fuera de lugar ni en la mencionada escena de los “fuegos artificiales” ni en la de “el colgante” pero quizás algo tengamos en las escenas eliminadas de la película cuando salga el DVD. Su relación amorosa es tan bonita y sobretodo, tan real para tratarse de una pareja cinematográfica, que rompe todos los clichés de este tipo de películas de género. El final fue totalmente maravilloso, con Tony renunciando a todo por ella y su futuro juntos. Fue un momento realmente conmovedor.

Lo que queda claro en esta tercera película es que Tony quiere tanto a  Pepper que está decidido a entregárselo todo de sí mismo: literalmente (valga como simbolismo la escena del colgante cuya cadena está realizada con los trocitos de metralla que permanecían incrustados cerca de su corazón).

PERO lo que es absolutamente genial sobre el final de “Iron Man 3” es que finalmente Tony descubre que es su corazón lo que realmente le convierte en héroe y no su armadura tecnológica. Su bondad innata siempre oculta y su voluntad de hacer lo correcto. Descubre que ya no necesita la armadura porque es un hombre nuevo. Mucho más centrado y maduro, consciente de su mayor fortaleza: el amor incondicional que siente por Pepper. (Simbolizado de manera perfecta cuando en la escena de la caída de 60 metros hasta las llamas, cuando Tony cree que la ha perdido para siempre, es cuando adquiere la verdadera fuerza interior para tratar de derrotar a Aldrich Killian de una vez por todas).

Tony Stark ha madurado, ha crecido personalmente tantísimo. Me siento tan orgullosa de él. Para mi este es el mejor final al que los personajes podrían aspirar. Sumamente satisfactorio. La película no deja ningún cabo suelto y deja una sensación de círculo completo maravillosa.

JAMES RHODES (Don Cheadle): estuvo mucho más presente en toda la acción y adoro su relación de amistad con Tony, que en esta película aparece mucho más profunda y fundamentada. Repartió leña y lo hizo con estilo. Todo lo relacionado con su trabajo como guardaespaldas personal del presidente está muy bien pensado y cumple con los estándares del personaje. En el lado negativo: eché de menos la armadura de Máquina De Guerra. Esperaba que Tony le suministrara una actualización en la escena climática de la película pero Tony nos decepcionó a ambos: a Rhodes y a mí 😛 Solamente Iron Patriot esta vez, tristemente.

HAPPY HOGAN (Jon Favreau): increíblemente gracioso y emotivo. El personaje que Jon Favreau se reservó como cameo personal (recordemos que dirigió las primeras dos películas) en esta tercera disfruta de la libertad de su intérprete para crearlo sin tener que preocuparse de los entresijos de la película. Su arco argumental es fundamental para el desarrollo de la acción y las carcajadas y las lágrimas, aseguradas. Brillante en todas sus escenas.

ALDRICH KILLIAN (Guy Pearce): tengo que decir que llegué a sentirme mal por Killian en varios momentos de la película, sobretodo al principio. Y es la primera vez en la franquicia de IM que entiendo completamente las motivaciones de venganza de un villano y al mismo tiempo empatizo ligeramente con él en el progreso. Aunque hacia el final sólo quería que lo mataran. Y me encantó que fuera Pepper quien se encargara del trabajo. Pearce lleva a cabo una actuación extraordinaria.

EL MANDARIN/TREVOR SLATTERY (Sir Ben Kingsley): desde luego, no le vi venir. Sobre el extraordinario giro de guión, no tengo palabras. Fue hilarante descubrir que se trataba tan sólo de UN ACTOR, supieron jugar tan bien con nuestras expectativas (habiendo leído los cómics y visto toda la promoción de vídeos y tráilers que lo identificaban como la magistral némesis de Tony Stark) de una manera tan inteligente e ingeniosa que incluso llegué a sentirme un poco indignada, pero enseguida me repuse y me pareció el movimiento más divertido que podrían haber hecho y la manera más inteligente de recrear el personaje cinematográficamente hablando. Y lo mejor es que un actor del calibre de Sir Ben Kingsley con una trayectoria profesional apasionante, haya tenido la valentía de aceptar interpretar este divertidísimo personaje. No tengo palabras.

MAYA HANSEN (Rebecca Hall):  sinceramente, estoy contenta de que no la convirtieran en una buena chica, el personaje requería que fuese malvada, como en los cómics. En la película navega entre la luz y la oscuridad de una manera muy bien ejecutada. Me encantó la escena en la que Pepper y ella parecen conectar, incluso caerse bien. Y lo mejor fue su momento de duda cuando Killian amenazó la vida de Tony delante de ella, la valentía que demostró y el terrible precio que tuvo que pagar por su momento de compasión y bondad: su propia vida. Fue trágico y lleno de significado.

TODOS los personajes resultaron excelentes, con capacidad para que el espectador se identifique con ellos, con motivaciones claras de sus acciones, incluso los villanos.

10/10 La mejor entrega de la franquicia, la película que los fans estábamos esperando y muchísimo más ^^

tumblr_ml0ictLVnL1rjdte6o4_1280

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s